La Mejor Edad Para Comprar Casa


La Mejor Edad Para Comprar Casa

Si se ve de una forma un tanto simplificada, adquirir una vivienda conlleva responsabilidades tanto económicas como personales.

Así que podemos pensar que, efectivamente, existe una edad ideal para comprar casa, sobre todo cuando nos referimos a una primera propiedad.

En México, la edad promedio para solicitar un crédito hipotecario ronda los 41 años de edad, de acuerdo con cifras de BBVA. Pero, ¿qué representa este número?

Para los especialistas de Hausy.mx, plataforma que se especializa en la asesoría integral para el comprador en transacciones inmobiliarias, la edad que registra el banco es avanzada, si se relaciona con los factores que marcan la vida laboral de los mexicanos.

Si entendemos que, por ejemplo, después de los 49 años está el mayor pico de desocupación del país, según los números de la Secretaría del Trabajo, entonces se podría determinar que el mexicano está viviendo sus 10 años de mayor productividad para comprar casa. Quizá sea el momento de mayor estabilidad económica, pero tal vez no el mejor momento en términos personales.

Al adquirir una propiedad se debe poner en la balanza más allá del tema económico. Algunos otros factores importantes a considerar podrían ser:

  • La juventud es un buen acompañante del riesgo para iniciar el patrimonio. La lógica de la línea de vida nos dice que habrá mayor tiempo para disfrutar de los beneficios de una inversión de esta improtancia.
  • Durante los 30 años de edad, hay una mayor claridad con respecto a los objetivos patrimoniales, al entendimiento del flujo del dinero y las inversiones, se descubren nuevas posibilidades económicas y se encamina el crecimiento profesional.
  • En la gran mayoría de los casos, los 20 son una buena edad para ganar conocimientos y aprendizajes, pero en los 30 es cuando se consolidan negocios, proyectos, emprendimientos, ofertas laborales atractivas, así como las perspectivas laborales y familiares que marcarán el rumbo definitivo de la edad adulta.
  • Lo anterior va ligado a una pregunta decisiva: ¿dónde queremos que esto suceda? En el estricto espacio-tiempo, ¿en qué lugar nos vemos ubicados?
  • Asimismo, es la edad en la que las finanzas personales se deben poner en orden, pues es un factor que definirá si llegamos a estos nuevos proyectos con buenos historiales bancarios o registrados en la nada agradable lista del buró de crédito.

Si evaluamos lo anterior, podemos decir que la mejor edad para adquirir una vivienda está dentro de la primera mitad de los 30.

Todo esto sin mencionar que, actualmente, México vive un buen momento con respecto a las tasas de interés y a las oportunidades que ofrece el mercado de vivienda en el país: hay barrios en crecimiento que ofrecen una buena relación ubicación-precio, y que reajustarán al alza sus precios en el mediano plazo. Hay que estar ahí cuando eso suceda.

Si no lo has hecho, suscríbete a nuestro boletín aquí.